“¿Página web o fanpage? Fanpage porque es gratis”

Charo Moreno

Ésta es una de las frases que más escuchamos a nuestros clientes cuando hablamos de su presencia en Internet y es uno de los errores más grandes que se cometen y que más debemos cuidar. Esta semana nuestra enfermera Charo nos aclara algunas dudas al respecto.

Existe una concepción generalizada por parte de las empresas que aterrizan en el mundo 2.0 de que deben estar en todas las redes sociales posibles, porque no cuesta dinero. Y creen, además, que hacerse una página web es algo secundario, una inversión que “dejarán para más adelante”.

Como dicen en el anuncio de televisión, ¡errorrrrrrr! Aquí tenéis una serie de consejos que os pueden ayudar a definir vuestra presencia y actuación en Internet:

1) Tus clientes están en Internet, ¿verdad? Pues tú también tienes que estarlo. Si el público al que va dirigido tu negocio se mueve en la Red tú tienes que estar allí para ofrecerles lo que te piden.

2) Tener una página web y una fanpage en Facebook son dos cosas completamente distintas. La página web es la carta de presentación de tu empresa a todo el mundo que navega por la Red. Mientras que la fanpage de Facebook tiene como objetivo principal acercarte a tu comunidad y  también a tus potenciales clientes para conversar con ellos y saber qué te están demandando.

3) Una buena página web cuesta dinero, sí, pero es una inversión. Si quieres que la gente conozca tu empresa debes tener una página web en la que quede muy claro cuál es tu actividad y a través de la cual puedas llegar a todo el mundo. Si tu página web incluye además un blog en el que compartas artículos e información con tus lectores, mejor que mejor.

4) Una fanpage en Facebook no cuesta dinero, es cierto, pero cuesta tiempo (y mucho). Si tienes una página de empresa en esta red social es para mantenerla activa e interactuar con tu comunidad. Es la forma más directa de contestar a sus preguntas, saber lo que quieren y dárselo en el menor tiempo posible.

5) Las redes sociales necesitan tiempo y dedicación, igual que las relaciones personales offline. Antes de introducirte en ellas debes tener claro si las vas a llevar desde tu empresa (supone formar a un trabajador para que realice correctamente esta función) o vais a contratar los servicios de una agencia. Ésta es una decisión personal en la que se deben tener en cuenta diversos factores, como la disponibilidad de tiempo y dinero, los conocimientos, el grado de implicación que queréis en vuestras comunicaciones…

6) Sólo debes tener presencia en aquellas redes sociales en las que vayas a tener actividad y en las que puedas generar contenido. De nada sirve abrir perfiles en redes sociales y tenerlos inactivos. Darás una impresión de descuido y de falta de responsabilidad.

Cualquier duda que tengáis no dudéis en contactarnos en info@studioideas.es !Estaremos encantadas de pasar consulta a vuestras redes¡

Comparte esta idea:
  • Print
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • email
  • LinkedIn
  • RSS
  • Twitter

Acerca de Charo

Charo Moreno es conectora de ideas y fan de personas con sueños en proceso de materialización. La comunicación corporativa, relaciones públicas y organización de eventos son sus pasiones profesionales.
Esta entrada fue publicada en Lluvia de Ideas Blog y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.