1, 2, 3… probando, probando

El post de hoy lo quiero dedicar a los diferentes canales de comunicación digital que tenemos en la actualidad para ponernos en contacto, en especial, con nuestros clientes y colaboradores.

Seguramente te habrá pasado que habrás recibido whatsapps de trabajo a altas horas de la noche y habrás pensado: “¿no podría haberme escrito mañana por la mañana? Si no es urgente, ¿por qué me escribe a estas horas?” Y es que, efectivamente, desde que tenemos la mensajería instantánea y los emails, esto se nos ha ido un poco de las manos. Recuerdo que antes, cuando se llamaba al teléfono de casa en lugar de al móvil, mi madre me tenía terminantemente prohibido llamar después de las 22.00 horas. ¡Han cambiado tanto las cosas…!

Comunicación en la era digital

Ahora tenemos muchos más medios para comunicarnos desde nuestro Smartphone, y esto es un arma de doble filo. Debemos saber elegir qué canal utilizar para comunicarnos con cada persona, según la relación que tengamos y el tipo de información que queramos transmitir.

El email

Es el medio más formal para hacer cualquier tipo de comunicación y el menos intrusivo. Los emails requieren de una redacción más pausada, más detallada y es el equivalente a las notificaciones por carta o por fax que se hacían antiguamente y que en algunos casos hoy en día se siguen haciendo.

A pesar de que cada uno puede elegir cuándo lee los emails, mi recomendación es que no mandes un email a una hora a la que no harías una llamada de teléfono (si se trata de un cliente o alguien con quien tienes una relación profesional). El cliente no tiene por qué saber hasta qué hora trabajas o si lo haces los fines de semana, y tampoco es conveniente acostumbrarle a que puede ponerse en contacto contigo fuera del horario laboral.

El mensaje de whatsapp (o similar)

Para mandar un mensaje por whatsapp creo que tiene que darse al menos alguna de estas dos condiciones. La primera es que exista una relación personal o de confianza con la persona a quien mandas el mensaje, si no puede resultar intrusivo e incluso enfadar al receptor.

La segunda condición es que la información sea una información útil para quien recibe el mensaje y sea una comunicación rápida, como por ejemplo el recordatorio de una cita en el dentista.

La nota de audio

Hay gente a la que no le gusta nada esta forma de comunicarse porque prefiere una llamada de teléfono, que puede ser más rápida si se trata de dar una información concreta o cerrar una cita, o más personal si es para hablar distendidamente con una persona.

Sin embargo, es muy útil cuando quieres transmitir una información que es difícilmente explicable por texto, o cuando estás ocupado y no puedes andar escribiendo parrafadas por whatsapp.

El mensaje de texto

Cada vez se lleva menos por el mundo, pero quien lo utiliza lo hace, o bien porque no tiene aplicaciones de mensajería instantánea, o bien porque quiere diferenciarse de los miles de mensajes que recibimos cada día por ese tipo de apps.

El mensaje privado o comentario por redes sociales

Los DM de Twitter y Facebook  y los comentarios en las publicaciones de cualquier red social también son una forma de comunicación. Muchos clientes aprovechan este medio para hacer preguntas a las empresas, sobre todo preguntas rápidas y concretas, como el precio de un producto, el horario de apertura de un local o la localización de una empresa.

Como veis, tenemos muchas opciones de comunicarnos hoy en día, y éstas son solo algunas. Pero es muy importante saber elegir cuál utilizar con cada persona y el tono con el que te vas a comunicar dependiendo del medio. Pero eso es un tema para otro post 😉

¡Feliz fin de semana!

Comparte esta idea:
  • Print
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • email
  • LinkedIn
  • RSS
  • Twitter

Acerca de Julia

A Julia Crespo le entusiasma la comunicación online y el marketing digital, especializada en el marketing de contenidos y la gestión de redes sociales.
Esta entrada fue publicada en Lluvia de Ideas Blog. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *